2 '

La sexta posición de Joan Mir en la Q2 le permite entrar de lleno en la lucha por la victoria en el día de mañana

Los pilotos de Suzuki deben de estar especialmente contentos ya que ambos han conseguido entrar a la Q2 de forma directa, algo poco usual en ellos. Sin embargo, Joan Mir consiguió rendir de mejor forma que Alex, ya que el tiempo de 1’47.679 le permite ser sexto con la consiguiente consecuencia de salir en segunda fila.

“Estoy especialmente contento y me siento preparado para la carrera. Puede ser una buena oportunidad para pelear por el triunfo. Soy constante, pero los tres pilotos de Yamaha son muy competitivos. A ver cómo me veo con ellos”, resumió Mir.

Es sabido por todos que desde hace dos años la Suzuki tiene una falta de rendimiento los sábados de clasificación, sin embargo, el domingo de carreras ocurre todo lo contrario, ya que parece ser la moto más equilibrada de la parrilla.

“Llevamos mucho tiempo trabajando en tratar de mejorar la moto en la cronometrada. La clave fue comenzar rápido el viernes. Encontramos una base mejor, y aunque la moto no mejorara tanto como las del resto, sí lo hizo lo suficiente como para meternos en segunda línea. Creo que incluso tenía un poco de margen para mejorarla”, relató Mir.

El fuerte golpe de Quartararo en el FP3 no le privó de ser el piloto más rápido en el Fp4 y Q2, por lo que se cuenta con él de cara a mañana.

“Quartararo aguantará. Lo que le ha pasado es parte de nuestro trabajo. Esas son las cosas malas, que te caes sin saber porqué y luego tienes que subirte a la moto y frenar en el mismo sitio”, remachó.

Joan Mir, Ecstar Suzuki MotoGP, Motorland Aragon 2020