2 '

La segunda carrera en el circuito de Losail permitió sacar información más fiable sobre la nueva RSGP-21 de Aprilia, ya que se mantuvo en el grupo de cabeza durante toda la carrera

La cita de Doha volvió a dejar claro que Ducati está un paso por delante de sus rivales en velocidad punta, ya que estas pasaban con mucha facilidad en la larga recta del circuito de Losail al resto de fabricante. Sin embargo, estas perdían algo de terreno en la zona más revirada del circuito, zona que era aprovechada por la Aprilia, ya que conseguía defenderse del resto de fabricantes en la línea de recta y luchar con ellos en las zonas de paso lento o intermedio de velocidad.

“Ha sido muy complicado luchar con las Ducati, al menos para mí. No eran más fuertes que nosotros, pero hay una recta muy larga y no te puedes defender”, comentó el #41.

El mundial de MotoGP no probó otra pista este año que no fuera la de Qatar, por lo que los datos no son del todo reales, y esto, es algo que quiere destacar Aleix, pues prácticamente el 90% de los trazados del mundial no tienen la larga recta del circuito de Losail.

“Ha sido una locura. Nunca hemos hecho una cosa parecida, dos semanas de test y otras dos de carrera. No es de extrañar que hubiese una carrera de grupo porque las motos de nivel son parecidas. Es normal llegar casi al límite. Ni Ducati es tan fuerte, ni otras motos son tan malas como Suzuki o nosotros. Creo que llegarán pistas de Europa donde sufrirán más y seremos más competitivos”, auguró.

Finalmente, el mayor de los Espargaró finalizó en 10º posición, pero está, es poco relevante, ya que la diferencia entre los 15º primeros era de tan solo 8.928.

“Estoy contento con mi carrera, pero el 10º puesto es injusto y cruel. Me frustra mucho. He hecho una carrera que me merecía el top 5 como mínimo. En cada vuelta perdía posiciones en la recta y era frustrante”, remachó.

41,Aleix Espargaró, Joan Mir, Jack Miller, Fabio Quartararo, Aprilia Racing Team Gresini,Aprilia,MotoGP,KYT,Ixon,FormaBoots,

Deja un comentario