6 '

Llegamos a cumplir con la séptima fecha del calendario en una de las pistas mas icónicas y añejas del automovilismo: Mónaco

Después de un viernes y sábado soleados y dominados plenamente por Ferrari, teniendo a Checo como el tercero en discordia con excelentes tiempos en las prácticas por delante de Max que se mostró incómodo con el setup de su auto en todo momento. Y ese desafortunado accidente en la Q3 que le impidió tanto a él cómo a su compañero de equipo mejorar posiciones en la parrilla del domingo (hay quienes dicen que inclusive fue a propósito), arribamos al momento más deseado de estos fines de semana: La formación en parrilla previa a la arrancada.

Pero, vaya regalo de la Madre Naturaleza… Si este trazado es de por sí demasiado angosto para los autos actuales, altamente técnico y complicado, tuvimos que añadir el factor clima que, en esta ocasión, no solo cambio planes y estrategias de los equipos sino de la misma FIA, pues se presentaron algunos problemas técnicos que aunados a la lluvia postergaron la largada por poco más de una hora.

Las vueltas que dieron inicialmente echaron a andar el reloj y el retraso que vivimos condiciono la carrera a ser completada en tiempo, antes que en distancia. Los problemas técnicos impidieron tener un inicio desde la meta, con semáforo y esto resto riesgos al lanzar a los autos, ya que una lanzada con las luces hubiera hecho de la curva 1 escenario de más de un contacto, con toda seguridad.

¿Qué pasara por la mente de Charles que tanta mala suerte ha tenido en casa, inclusive en pruebas de exhibición?

Así que, después de esas primeras vueltas de formación, aparece la bandera roja. La lluvia incrementa en intensidad y los fantasmas de Spa rondan por las mentes de los aficionados… ¿Irán a cancelar la carrera o, peor aún, a correrla solo 3 vueltas?

Así, una hora después de lo programado salen los autos tras el Safety Car. Asfalto lavado por la lluvia deja poco agarre para los autos, Stroll y Latifi sufren pequeños percances, Nicolas sin consecuencias y Stroll con una pinchadura. Tercera vuelta y liberan a los autos, hay carrera.

Las posiciones se mantienen desde mi perspectiva, todos van muy moderados, se sabe que esta pista no perdona el más mínimo error. La mayoría salió con compuesto de lluvia intensa o "full wet" y los pocos valientes que pusieron intermedios apuestan a lo grande, pues si la pista seca rápida (que lo está haciendo) obtendrán una buena ventaja al momento de las primeras paradas. Se espera vuelva a llover, pero los vientos tienen la última palabra. Sainz, por su lado, muy tranquilo, alejándose centésima a centésima de su compañero, sabrá solo el sí para darle ventaja con los Red Bull o por no poder ir al mismo ritmo que Charles.

Vuelta 10 y Latifi tiene un ligero despiste en la curva 1, pero puede regresar a pista. Vuelta 11 y comienzan a verse algunas escaramuzas en pista. Gasly ataca a Zhou que se defiende como puede, saliéndose de la trazada en la chicana, después del túnel, pero acaba siendo rebasado por el piloto francés de Alpha Tauri en Mirabeau. Pierre viene muy rápido y más adelante alcanza y rebasa a Ricciardo en la zona de la Piscina, viene 2 segundos más rápido que los de punta. Y ahora, la pregunta es ¿Cambiar por compuesto intermedio o slicks?

Aquellos que van entrando a boxes optan por los intermedios. La pista sigue secándose, pero no por completo y hay partes muy mojadas aún. Vuelta 17, entra Sergio y le ponen intermedias, sale en quinto. Carlos les dice a sus ingenieros que no vale la pena entrar aun, "en pocas vueltas la pista estará lista para llantas de seco". Desde pits le indican que entre e inmediatamente después que se quede fuera.

Lewis lucha con Ocon y tienen un contacto donde el británico sale con la peor parte, pues se daña ligeramente su alerón delantero y el contacto acarrea una sanción de 5 segundos para el piloto de Alpine, mismo que se aplicara al final de carrera.

Checo viene en muy buen ritmo y, cuando entra Charles, seguido de Max, acaban saliendo en tercer y cuarto lugar, mientras que Sergio se acerca más y más a Carlos. Para la vuelta 20 ya varios pilotos llevan el compuesto duro

Y, empieza la batalla de ingenieros y estrategas. Vuelta 21 y llaman a Carlos por compuesto slick duro, pero, por error, llaman también a Charles y al revertir la orden ya es muy tarde, Charles ya entro y, aunque la parada no le costó demasiado en tiempo, sí que le costó en posición, pues salió quinto, detrás de los dos Toros Rojos, de Sainz y de Norris que entraría poco después. Una vuelta más tarde, Red Bull responde y llama a sus dos pilotos y se reordena la parrilla. 1º Sergio, 2º Carlos, 3º Max, 4º Leclerc, 5º Russell y 6º Norris, todos ya con compuesto duro.

Carlos empieza a presionar a Sergio y saliendo de La Rascase tiene un violento coleo de su auto, casi lo pierde. Cabe mencionar que tardo un par de vueltas en atacar a Sergio, pues salió de pits justo detrás de un rezagado y le llevo algunos metros poder superarlo. La pista está húmeda aún y salirse de la línea ideal puede costarle a cualquiera la carrera, así que, debe medirse mucho en sus intentos de rebase… no será nada fácil.

Va un tercio de carrera y nada está escrito aún. Dirección de carrera notifica que Checo está bajo investigación por haber rebasado la línea amarilla de la salida de pits, igual Vertappen. Las distancias entre los cuatro primeros son mínimas hasta que, en el giro 27, Mick pierde el auto y se da un duro golpe contra las barreras partiendo su auto (otra vez) en dos. Virtual Safety, Safety y bandera roja.

Se ve en los pits a Charles muy molesto, más aún de cómo se escuchó en la radio cuando lo llamaron y le pidieron que "siempre mejor no entrara". Polesitter y líder de la carrera y ahora está en la cuarta posición, no es para nada injustificada su rabia.

Las reglas permiten que se les pueda hacer ciertos arreglos a los autos, así como cambiarles neumáticos. Quedarán aproximadamente 40-45 minutos de carrera y aún no es seguro que se vaya a otorgar el 100% de puntos, para eso se necesita que se cubra el 75% de las vueltas. Ferrari decide colocar llantas de compuesto duro, usadas con 10 giros para cada auto, y Red Bull pone nuevas del compuesto medio. Le quedarán 37 minutos a la carrera y será a morir hasta el fin y, me surge la duda: ¿Atacará Charles a Max? Y, este, ¿atacara a Carlos? Seguro estoy que Sainz atacara con todo a Checo, pero, esto es Mónaco, tampoco se pueden arriesgar a perderlo todo en solo un par de metros. Si llega a haber rebases será principalmente porque alguien cometa un error.

La carrera se reinicia, lanzada en la vuelta 33, con 37 minutos en el reloj, inmediatamente se suceden registros de vueltas rápidas marcadas por Checo, Carlos, Albon, Charles y Max. Una vuelta tras otra, un nuevo registro. Los seis primeros manejando con mucha precaución y, más atrás, Alonso sosteniendo al resto de la parrilla con un furioso Lewis sin poder hacer nada al respecto. Tanta fue la diferencia que marco Fernando con los de punta que le permitió a Lando volver a entrar a pits por nuevas llantas, lo que a la postre le permitió quedarse con la vuelta rápida de carrera.

Las últimas vueltas fueron de mucha angustia para muchos (yo incluido). Carlos intentó un par de veces el rebase, pero Sergio aguanto de manera soberbia la presión aun cuando ya al final estaba empezando a sufrir por la degradación de sus llantas (tuvo un severo bloqueo al reiniciarse la carrera, según dicen por evitar atropellar a una pobre paloma que quería ver la acción muy de cerca.

Mónaco es como es y, cuando en pista no puedes hacer nada, lo tienes que hacer en pits. Y eso fue lo que hizo Red Bull… leyó mejor la carrera y arriesgo con Checo en su primera parada. Sergio respondió excelentemente bien, registrando muy buenos tiempos, lo que le permitió salir por delante de Carlos cuando este ingreso por primera vez. Charles nada pudo hacer después del error de sus ingenieros. La carrera era suya, desde las prácticas del viernes se veía claramente la superioridad de su auto y lo único que podía arrebatarle la victoria era, o un error propio o uno de su equipo, y así fue. Muy lamentable por el monegasco a quien la victoria en casa se le sigue negando, pero, la otra cara de la moneda, una extraordinaria victoria para Sergio que, otra vez, volvió a hacer todo lo necesario para obtener un excelente resultado que, gracias a Ferrari, fue una dulce victoria, la tercera en su palmarés y que pone más al rojo vivo el campeonato.

Sergio salió con un casco en homenaje a Pedro Rodríguez, piloto mexicano de los 60 y a quien curiosamente supero en victorias en este fin de semana (Pedro tiene 2) y, no solo eso… se afianza en la tercera posición en la tabla de pilotos a tan solo 6 puntos de Charles y a 15 de Max lo que, numéricamente lo pone como un contendiente real por el campeonato (habrá que ver como se desarrollan las siguientes carreras, pero es ahora cuando la consistencia y el estar de manera constante en el podio lo pueden convertir en el "invitado incómodo" en la lucha por la corona. Lleva 4 podios en 7 carreras y desde mi punto de vista, cada carrera que pasa, lo veo más sólido.

Y así termina otra emocionante carrera (¿será que estoy loco y todas las carreras me emocionan?)

Sergio Pérez

Carlos Sainz

Max Verstappen

Charles Leclerc

George Russell, fenomenal en su séptimo top 5 en siete carreras

Lando Norris que se queda con la vuelta rápida

Fernando Alonso

Lewis Hamilton y más atrás, amigos que acompañan.

Se viene Bakú, una pista que siempre le ha sentado muy bien a Checo y que, según yo, tendrá a Ferrari y a Red Bull muy muy parejos. Max lidera por 9 puntos a Charles y Red Bull por 36 a Ferrari. La temporada es joven aun y faltan muchos, muchos kilómetros por recorrer y a nosotros solo nos queda seguir disfrutando (y sufriendo, a veces) de esta intensa lucha.

Gracias a todos por leer y… nos vemos en Bakú.

Deja un comentario